Händlerlinks
Casas sin obras
Emmeloord: producción en serie.
Casas sin obras
La oferta de viviendas escasea. Los materiales de construcción se encarecen. Los profesionales están llenos de trabajo y a menudo ya tienen encargos para varios años. Y las obras son cada vez más complejas. En resumen: el contexto general de la construcción está cambiando. Por eso, este sector tradicional está buscando nuevas respuestas a la pregunta: ¿cómo se construye una casa? La respuesta de la empresa neerlandesa StartBlock es convincente y radical: módulos de casas sostenibles, flexibles y prefabricados en serie.

Texto Klaus Rathje | Imágenes Patricia Kühfuss

En una nave industrial de la ciudad neerlandesa de Emmerloord, encontramos ocho enormes estructuras de madera. Suena la música y los trabajos en el interior de las casas de tres plantas están en plena ebullición. Delante hay otras dos casas tumbadas. Con pocos pasos, se coloca la instalación de fontanería y sanitarios premontada en tan solo dos horas. En una obra se tardarían más bien dos días, pero estas casas nunca verán una obra tradicional. Salen de la nave completamente montadas, con todos los acabados interiores, incluyendo los sanitarios y la cocina, con tejado, ventanas y puerta de entrada. ¿Y entonces? “Bueno, primero las tumbamos, las cargamos en un camión y las volvemos a poner en pie en el terreno del cliente”, explica Henk Visscher, uno de los fundadores de StartBlock, como si fuera la cosa más normal del mundo tumbar y levantar una casa. “Hay que trabajar con madera maciza para que la casa sea lo suficientemente estable y soporte este movimiento. Para estar seguros, primero hemos probado con Lego.”

El segundo de los tres fundadores, Jeroen Oost, describe cómo sigue el proceso: “Sobre el terreno, la casa se conecta a la red eléctrica y de agua y listo.” Antes trabajaba como agente inmobiliario y había observado dos desafíos principales en el mercado neerlandés. “A menudo gestionaba proyectos en los que adosados de los años 1950 y 1960 recibían una nueva fachada aislante para hacerlos más eficientes energéticamente. Solo esto ya cuesta entre 80.000 y 90.000 euros. Al mismo tiempo, los adosados estándar en los Países Bajos tienen seis metros de ancho de fachada, aunque si solo viven una o dos personas. Una casa cuesta, por lo tanto, mucho dinero y ocupa mucho espacio.”

Casa compacta, mucha calidad de vida
StartBlock ofrece una solución rápida y eficiente, la nueva clase compacta entre los adosados, por así decirlo. Las medidas exteriores de las casas prefabricadas se corresponden exactamente con la máxima capacidad transportable. Y, con un ancho de 2,30 metros, caben cómodamente doce casas StartBlock en la superficie ocupada por cinco casas antiguas. Una casa tiene en total una superficie de 50 m², es decir, apenas 16 m² por planta. Sin embargo, da la impresión de ser espaciosa, porque gran parte de la fachada es de vidrio. Las cifras demuestran que ha llegado el momento de las casas compactas.Al igual que en Alemania y Francia, también en los Países Bajos han subido los precios de los inmuebles más que los de otros bienes y servicios. Entre 2015 y 2020, los Países Bajos ya experimentaron un incremento en los precios del 42 % - y la tendencia es al alta. “Realmente podemos marcar la diferencia aquí”, opina Henk Visscher. “El típico adosado de los Países Bajos cuesta unos 350.000 euros. Nosotros podemos ofrecer nuestra casa por 150.000 euros. Esto hace que prácticamente cualquiera que tenga un trabajo pueda comprarse una casa.”

De acuerdo con el respeto de todos los estándares
El tercer fundador es Jelle Post, el arquitecto del trío. “La casa StartBlock, como esta de aquí, es la quinta versión. Así que no hemos necesitado muchos intentos hasta quedar satisfechos y que todo funcionase como deseábamos.” Post se alegra de los comentarios positivos que han recibido; los urbanistas están “muy contentos” porque StartBlock es un nuevo tipo de casa que abre posibilidades totalmente nuevas con su pequeña superficie por planta. “Con nuestra solución compacta podemos, hasta cierto punto, reinventar la ciudad.” Por ejemplo, la superficie reducida permite planificar una zona verde. Con las casas StartBlock sería incluso posible “desedificar” superficies cementadas de la ciudad y obtener más zonas verdes. Además, StartBlock podría detener la tendencia de las personas a vivir en cada vez más metros cuadrados. Quien visita una de las casas prefabricadas diseñadas por Post y sus socios tiene que preguntarse para qué se requiere en realidad más espacio para vivir. De ello se ha encargado también el cofundador Henk Visscher, que aporta todo sus conocimientos de ebanistería. Antes se ocupada del diseño de interiores de barcos y yates, donde se trata de aprovechar hasta el último centímetro cúbico. Justo después de tener la idea para StartBlock, empecé a pensar en cómo podría incorporar el mayor número de cosas ahorrando espacio”, cuenta Visscher y muestra, con orgullo, los cajones integrados en los escalones de las escaleras. También ha encontrado una solución inteligente para el pequeño baño con ducha, desplazando el lavabo fuera. Este se encuentra justo enfrente al salir del baño. Visscher lo ha colocado en la parte posterior de la escalera que lleva a la planta de arriba. “Solo ahorramos en cuestión de espacio y de costes de producción; en lo referente al producto, siempre tenemos claro que tiene que ser de la mejor calidad posible,”, subraya. “Uno tiene que sentirse bien viviendo en nuestra casa.”

La cocina, el salón y el dormitorio respetan exactamente con los requisitos mínimos neerlandeses de once metros cuadrados. Esto suena a muy poco, pero la sensación es diferente. Esto se debe también a las ventanas, que abarcan la mayor parte de la fachada. “Queríamos ventanas de grandes superficies para no tener la sensación de estar encerrados”, dice Jelle Post. “Y buscábamos un tipo de ventana que pudiera ser versátil y que se pudiera personalizar a diferentes diseños”. Por un lado, en los Países Bajos suele haber estrictas normativas para el diseño de las fachadas que determinan su aspecto. Por otro lado, StartBlock quiere ofrecer a sus clientes la posibilidad de crear un aspecto propio.

Modular e innovador
El sistema modular de las ventanas de Finstral cumple estos requisitos a la perfección, al fin y al cabo, la modularidad es la especialidad de Finstral. El presidente de Finstral, Joachim Oberrauch explica: “Ofrecemos a los clientes la máxima libertad a la hora de elegir los materiales. Esto es una verdadera ventaja. El núcleo de PVC de nuestros perfiles garantiza una funcionalidad óptima, mientras que el lado interior y exterior se puede diseñar y personalizar de forma totalmente a medida”. Además, las ventanas Finstral se diseñan de forma consistentemente sostenible, puesto que al final del ciclo vital se pueden descomponer por tipos de material y reciclar en su totalidad; otro aspecto que fue decisivo para StartBlock, puesto que es un requisito fundamental para sus casas.

Los fundadores ya conocían Finstral de proyectos anteriores, por eso enseguida tuvieron claro que querían cooperar con la empresa familiar sudtirolesa. Jeroen Oost: “Es un fabricante de ventanas que apuesta permanentemente por la innovación, eso se nota en los productos y se percibe cuando se trata con ellos; y esto concuerda con nuestra actitud, hablamos el mismo idioma.” Joachim Oberrauch lo confirma: “Cuando los fundadores me contaron su idea, sentí curiosidad. Enseguida nos quedó claro que queríamos formar parte de este innovador proyecto. Para nosotros, la colaboración con StartBlock es muy inspiradora.”

Con sus perfiles estrechos y la hoja de ventilación, las ventanas Finstral determinan en las tres plantas el carácter de las casas StartBlock, que ahora están atravesando sus primeras pruebas prácticas. En Emmeloord, el hogar de Start- Block, se está construyendo una pequeña urbanización de 16 casas y, cerca de Rotterdam, 32 propietarios disfrutan ya de su pequeño, pero coqueto hogar compacto. Y esto es solo el principio. Jeroen Oost: “Para el año 2022 hemos previsto entre 200 y 250 casas. Nuestro objetivo se sitúa en las 800 casas al año.” Buenas perspectivas, por lo tanto, para las ciudades del futuro. Y, por supuesto, los tres ya están pensando en nuevas innovaciones. Las casas compactas StartBlock están pensadas para familias de una o dos personas, para solteros, parejas jóvenes o parejas que quieren reducir espacio porque los hijos se han emancipado. Para seguir llevando al extremo el sistema modular, existe un nuevo enfoque: ¿Para qué cambiar de casa cuando se necesita más espacio? Las parejas que tengan hijos podrían simplemente pedir otra casa StartBlock y comunicarla con la primera. En todo caso, en Emmeloord están preparados para todo.

Frente acristalado con hoja de ventilación Vent
Para las casas adosadas de StartBlock, Finstral suministra módulos de frentes acristalados con hoja de ventilación Vent. Los acristalamientos fijos transparentes están equipados con un vidrio de protección solar ligero, de modo que entra mucha luz, pero poco calor. La hoja de ventilación Vent se esconde tras la mosquitera y las lamas de ForRes - un material innovador de Finstral compuesto de PVC reciclado y cáscaras de arroz - y se puede abrir para ventilar sin que se note por fuera. De este modo se garantiza la entrada de aire, sin que puedan colarse intrusos. Los perfiles del frente acristalado se pueden personalizar tanto por el lado exterior e interior. Para ello se dispone de más de 230 colores de aluminio para el exterior y, en el interior, se puede elegir entre PVC, ForRes, aluminio y madera. Los frentes acristalados con dos ventanas y una puerta de entrada de las casas compactas de StartBlock se montan por completo en la fábrica. Así, la casa compacta StarBlock en su conjunto es transportada a la obra.
Casas sin obras
Hogar en serie El objetivo de StartBlock es realizar el mayor número posible de casas adosadas en una superficie reducida a precios accesibles.
Casas sin obras
Montaje El frente acristalado de grandes dimensiones se eleva primero hasta la posición correcta y después se monta de manera profesional.
Casas sin obras
Producción en serie La nave de 3000 metros cuadrados en Emmeloord ofrece espacio para doce casas, que se pueden fabricar al mismo tiempo.
Casas sin obras
Innovación mediante cooperación (izq. a dcha.) Joachim Oberrauch, presidente y responsable de desarrollo de productos de Finstral, con Henk Visscher y Jeroen Oost, dos de los tres fundadores de StartBlock (en la foto falta el arquitecto Jelle Post).
StartBlock
Diseño, desarrollo, construcción: el equipo de desarrollo de la empresa neerlandesa, formado por cuatro miembros, piensa y trabaja de forma multidisciplinar. El objetivo en común es solucionar la escasez de viviendas y el problema del aumento de los precios de los inmuebles con una casa sostenible y asequible, acorde con los avances en la construcción y que requiere el mínimo espacio posible. Dos años pasaron desde la primera idea hasta la casa piloto que se encuentra a la entrada de la sede de la empresa neerlandesa en Emmeloord.
startblock.nl
Casas sin obras
Entrega a domicilio Se transporta hasta el lugar con un remolque de plataforma baja y allí se ancla la casa prefabricada a los cimientos de cemento armado.
Casas sin obras
Construcción rápida 25 profesionales requieren seis días para construir una vivienda.
¿Está interesado en continuar con la lectura de nuestros artículos?
Descubra más aquí.
Oda a la normalidad
Oda a la normalidad
Oda a la normalidad
El mundo de la arquitectura belga lleva años entusiasmando con extraordinarios edificios cotidianos sin estridencias. ¿Casualidad o actitud?
Framing Light.
Framing Light.
Pensar en la luz y tener ideas brillantes: quien construye tiene que poder hacer ambas cosas. Ocho preguntas a arquitectos de toda Europa.